Encontraron un elemento sospechoso en una oficina de Tribunales

Una empleada judicial ordenaba una dependencia donde se archivan elementos secuestrados y halló una botella pequeña que le llamó la atención porque parecía un explosivo, lo denunció y se activó un operativo de prevención.
El procedimiento se realizó en el edificio de 12 de Octubre y Jhon O´Connor, el cual fue evacuado de forma preventiva.
El elemento encontrado tenía mucho tiempo en esa oficina aunque recién se percataron de su existencia una vez que la empleada realizaba orden en el lugar.
De inmediato llamó al 911 para denunciar el hallazgo y se desplegó un operativo especial para decomisar el elemento.
Efectivos de Protección Civil del municipio, Policía de Río Negro y bomberos fueron los primeros organismos en tomar intervención en el caso, en tanto que luego los especialistas en explosivos de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) se hicieron cargo del caso.
El material hallado fue secuestrado. De acuerdo a fuentes del caso, se trataba de una botella pequeña que podría confundirse con una bomba de estruendo o algo similar.
El tránsito estuvo cortado mientras los uniformados desplegaron personal y equipos frente al edificio.