Con fondos de la Ecotasa, comenzó la restauración del Centro Cívico

Con la mano de obra financiada a través de la Ecotasa, y con la donación de material de la empresa Cetol, comenzó el operativo de restauración y embellecimiento del Centro Cívico, que hoy celebra 80 años desde su inauguración en 1940.

Tras gestiones del Municipio, la empresa Cetol donará la pintura para los trabajos, contribuyendo a la conservación de nuestro patrimonio arquitectónico. A través de la firma de un convenio, la empresa Cetol será la encargada de donar al Municipio toda la pintura requerida para restaurar el barnizado de las maderas. Se trata de Cetol Duración Extrema, un recubrimiento protecto de madera de brillo satinado y color natural, necesario para el acondicionamiento de los edificios.

Para ejecutar las obras de restauración, la Municipalidad dispuso la contratación -con financiamiento de la Ecotasa- de tres empresas que se sumarán al personal municipal, para concretar todas las etapas del trabajo. Las personas encargadas de estas tareas reciben además una jornada de capacitación previa a las tareas de refacción por parte del equipo técnico de Cetol, para la correcta aplicación del material. Alfredo Milano, subsecretario de la Unidad Ejecutora de Obra Pública municipal, detalló que la obra abarca los frentes de todos los edificios que integran el Centro Cívico.

El objetivo de la obra es poner en valor a este emblemático edificio de la ciudad -declarado Monumento Histórico en 1987- y devolver al Centro Cívico a su estado original, sobre todo con una minuciosa restauración de las maderas, el elemento más expuesto y dañado por el clima y el paso del tiempo.

Por su parte, Cecilia Ferrario -Gerente Regional de América del Sur para Woodcare, Akzonobel, propietaria de la marca Cetol- expresó que “estamos orgullosos de ser la protección sustentable del patrominio cultural de Argentina. Una arquitectura como la del Centro Cívico de Bariloche debe ser preservada sin lugar a dudas, y el Municipio resultó en un equipo de trabajo muy estimulante para desarrollar esta misión en conjunto”.

Además, precisó que se eligió la línea “Balance” por sus propiedades únicas: “Viene listo para usar, se puede aplicar una mano cada tres horas y ofrece la máxima durabilidad del mercado, importante para el clima extremo de Bariloche”.

En la construcción del Centro Cívico se utilizaron el ciprés y el alerce (maderas locales) en escaleras, barandas, balcones, puertas, y techos. Las carpinterías cuentan con marcos de incienso amarillo y postigones de roble. Para su protección específica, indicó Ferrario, se seleccionó “Duración Extrema”, la última innovación de la empresa, que además de ser un producto sustentable garantiza un cuidado prolongado de la madera.